Prométeme.

IMG_0250Prométeme que cada vez que oigas mi nombre, aunque sea un segundo, pensarás en mí. Que entre todos los ángeles del mundo, seguiré teniendo un sitio, aunque sólo sea dentro de tu cabeza y bueno, si me lo permites, en un trocito de tu corazón. Prométeme que cuando suene aquella canción que siempre escuchábamos recordarás alguno de esos momentos en los que fuimos tan felices y que no te arrepentirás de ellos, porque aunque todo haya acabado así, no quiero que te quedes con un mal recuerdo de mí, que ha habido muchas cosas malas, pero las buenas, a la larga, siempre compensan.

Prométeme que cada 9 de abril te acordarás de que es mi cumple y pensarás lo enfadado que debo estar de hacerme un año más viejo aunque seguro que mis amigas me habrán preparado una cena sorpresa y que cómo me gustan tanto, ni siquiera podré enfadarme. Prométeme que cuando pienses en hacer un viaje, si sale esa isla en la que tantas veces dijimos que viviríamos, no irás porque crees que no sería lo mismo sin mí, que aquel era nuestro lugar y por separado no sería igual. O bueno, si vas, haz muchas fotos y piensa en la envidia que sentiría de verte allí, que me moriría por disfrutar de ese mar de aguas transparentes, de esos cocos de ron con limón y de esos negritos que pasean a todos en barcas.

Prométeme que cada vez que alguien te presente a un periodista, pensarás si me conoce, dudarás entre hablar de mí o no, aunque no lo hagas, porque conociéndote, la timidez te podría. Prométeme que no me guardarás rencor, que no me culparás de la forma de terminar, que dejarás de pensar que tú lo diste todo y yo no lo supe valorar, porque sé que me equivoqué en muchas cosas, pero siempre te valoré aunque me faltase valentía para decírtelo. Ya sabes que nunca fui vergonzoso pero contigo era diferente.

Prométeme que cada vez que llegues tarde a un concierto y te toque estar en la última fila, intentarás ponerte en la primera porque yo lo habría hecho, empujón a empujón, apartándome de todo el mogollón y logrando llegar a ese sitio en el que disfrutar de esas canciones que ponía en bucle mientras me duchaba y que cuando tengas que hacerte un análisis en el médico, y haya una cola interminable, te acordarás de que yo me habría acercado a la puerta de la consulta, habría llamado y habría entrado inventándome que estaba mareado y si no me lo hacían ya, no podía desayunar.

Prométeme que cuando suene esa versión que hizo Supersubmarina de “hago chas y aparezco a tu lado”, pensarás en lo que habría disfrutado escuchándola, que seguro que me habría puesto a saltar sin parar creyéndome una estrella de rock, que ya sabes que yo las canciones las vivo mucho y eso no va a cambiar, al menos no en el recuerdo que tengas de mí. Prométeme que cuando encuentres a alguien y tengáis que celebrar San Valentín, te acordarás de lo que decía que detestaba esa fecha y de lo que me enfadé cuando te olvidaste de felicitarme.

Prométeme que seguirás hablando con mis amigos pero que no les preguntarás por mí, hazlo por ellos, que lo pasarían mal y eso es algo que se lo podemos ahorrar, y que cuando enciendas la tele y aparezca ese programa que tanto detestas pero que a mí me encanta, te plantearás que probablemente yo esté en mi sofá, viéndolo en tensión esperando saber el nombre del ganador.

Prométeme que vas a encontrar a alguien genial que te haga feliz, que te enseñe que hay mucha vida más allá de un niño de 20 años con todo claro menos las ideas y que, antes o después cuando te vayas a casar, aunque sepas que a quien tienes al lado es la opción preferida, durante un segundo pensarás que habría ocurrido si hubiese sido yo quien estuviese allí.

Por último, quiero una promesa más. Prométeme que esto se quedará así, que no me odiarás porque yo tampoco a ti y que aunque no cumplas ninguna de estas absurdas promesas, si alguna vez te acuerdas de mí, lo harás con esa sonrisa que tanto decía de ti, con esa que tan feliz me hizo a mí.

¡Hazte fan en Facebook o sígueme en Twitter!

Ángel Ludeña.

Anuncios

Un pensamiento en “Prométeme.

  1. Pingback: Hazme un sitio y ¡vámonos!. | ¿Qué hace un chico como yo en un sitio como éste?

Dime lo que quieras, pero dime algo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: