Vive.

DSC_0773Salta tan alto que las estrellas teman que puedas alcanzarlas. Ríe tan fuerte que todos los allí presentes tengan que girarse para mirar.  Llora con fuerza de alegría y tristeza, casi a la vez. Levántate tarde y acuéstate cuando el sol ya haya empezado a salir. Baila bajo la lluvia en una noche de tormenta. Anda descalzo por toda la casa el día que más frío haga y ponte la bufanda cuando el termómetro marque 30 grados.

Mete el dedo en la tarta cuando nadie te mire y bebe de la copa de tu compañero de al lado cuando no puedas pagar ni una más. Habla tanto que te tenga que mandar callar y cállate todo eso que nunca quisiste contar. Guarda secretos que pondrían en jaque a todo un país y valora el silencio en mitad del ruido. Ponte los cascos con la música a 3000 y baila en el metro cómo si fueses parte de un videoclip. Prueba todas las colonias de la sección de perfumería y hazte fotos con todos los gorros de sombrerería. Di las verdades más absolutas y niégalas un segundo después.

Llama a tus amigas para salir el día que menos esperan y cambia de planes medio minuto antes de que lleguen. Coge el coche para recorrer la mitad de España y termina sin gasolina en el arcén de la carretera de Valladolid. Escribe cartas para todos y luego rómpelas. Encabeza una manifestación aunque no sepas ni por qué es y cuelga carteles contra la guerra en el cuartel militar. Paséate desnudo por la puerta de un convento y ve completamente vestido a una playa nudista. Léete los libros de amor de los que todo el mundo habla y guárdalos debajo de un colchón.

Compra compulsivamente y carga con todas las bolsas para sentirte poderoso. Huele todos los suavizantes del pasillo del supermercado y abre la bolsa de patatas antes de llegar a pagar. Invéntate una vida y cuéntasela a alguien a quien no vuelvas a ver. Líate con un rollo de una noche y di a todos que es la primera vez. Cásate con la anilla de un bote de Coca – Cola y promete amor eterno a tu perro. Conoce a quien siempre quisiste conocer y preséntate. Enamórate de quien nunca lo reconocerías y deja a quien todos vendían como la pareja perfecta. Besa tan fuerte, tan rápido, tan salvaje que nadie os pueda separar y luego para de golpe para dejarle con ganas de más. Déjate llevar por la pasión encima de un viejo colchón y piensa “qué estás haciendo” en la habitación de un cinco estrellas. Cocina mal para terminar pidiéndole que te vaya a ayudar y acaba con la ropa en el suelo y los dos en el cielo. Hazte el interesante cuando tengas que estar enfadado y termina riéndote sin parar para que no lo pase mal.

Supera la ruptura que siempre temiste que llegara y jura que no te volverás a enamorar hasta que lo hagas. Echa de menos cuando más se lo merezca y de más cuando creas que la historia se ha terminado. Equivócate y aprende de tus errores para volver a fallar. Apuesta por quien apostaría por ti y por quien no también. Dí en voz alta y clara que de amor no se muere nadie cuando creas que no te puedes ni levantar. Enamórate y sé feliz.

Salta, ríe, llora, levántate, baila, habla, anda, prueba, di, calla,  escribe, lee, compra, inventa, líate, cásate, conoce, enamórate, besa, cocina, equivócate y aprende. La vida se disfruta viviendo, así que cuando se trate de vivir, vive.

¡Hazte fan en Facebook y sígueme en Twitter!

Ángel Ludeña.

Anuncios

Dime lo que quieras, pero dime algo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: