Cuando tengo algo que decir.

183709_10200642623781284_1117483726_n 2

Toda mi vida me ha gustado escribir porque era una forma de decir con las manos lo que la boca no deja soltar y la cabeza necesita para seguir.

Hace un año decidí que era momento de buscar un hueco donde plasmar historias de nadie que ahora son de todos los que las leen. A lo largo de 12 meses he publicado más de 150 entradas y en todas y cada una de ellas he dejado un poco de mí y también de los que han sacado un momento para leerlas. Más o menos, menos o más, siempre agradeceré que alguna vez se pasaran por aquí.

En todo este tiempo el blog me ha dado grandes momentos, me ha servido para conocer a gente a la que apenas conocía y para conocerme más yo. He dedicado un rato de 200 noches a sentarme en el sofá de mi habitación, ponerme los auriculares con la música más incomprensible y dejarme llevar para ver si esa noche la entrada que tenía entre manos saldría o si por el contrario acabaría en la papelera de reciclaje y es que si yo la leía y no la sentía, tampoco iba a sentir nadie leyéndola.

Escribiendo he reído, he llorado, he recordado y también he olvidado. Escribiendo me he pillado sonriendo en tantas ocasiones como con los lagrimones por la cara, he publicado sin pensar y he perdido un buen rato pensando en las consecuencias de lanzar algo que tal vez algunos no lograran entender. En todas me he dejado llevar, porque si lo haces, las entradas se escriben solas.

Me han escrito para decirme que les encantaba el blog, otros me han contado que les gustaba más al inicio que al final y muchos que justo al revés pero casi todos me han preguntado que en quien pienso para escribir. Durante un tiempo usaba ese “no van para nadie” que nadie se creía hasta que dos buenas amigas que siempre pasan por aquí me dijeron que “no se puede hablar de sentimientos sin haberlos sentido”, tenían tanta razón que no iba ser yo quien se la quitase. Siempre que escribo pienso en alguien, no voy a negar la evidencia, pero ni siempre pienso en la misma persona, ni tengo un curriculum tan amplio como para llenar todas mis entradas. Hay quien me ha dicho que por qué escribo tanto de desamor y quien ha llegado incluso a mandarme ánimos después de leer lo que he escrito… Que escriba de desamor no quiere decir que ahora me hayan dejado y que escriba de amor tampoco que esté enamorado porque eso sí, mi vida personal me la guardo para mí. Siempre.

Sé que la mayoría de los que me leen quieren que me vaya bien, se alegran de mi felicidad y viven conmigo historias que no tienen por qué tener un hueco en mi presente y es que aunque algunos se empeñen en que no hay motivos para remover el pasado, yo siempre creí que recordar lo que fuiste es fundamental para ser quien eres.

Este año he encontrado en el blog un lugar donde poder ser yo, contar a quien quisiera leer algo más de mí y saber de los demás. Cuando empecé no creí que aguantaría tanto y ahora en cambio puedo decir que por el momento me apetece seguir, que el blog me ha traído muchas cosas buenas a las que no quiero renunciar y me ha ayudado a conocer a gente que merecía la pena.

Al principio me costaba entender por qué muchos os identificabais conmigo, ahora ya ha comprendido que cuando se trata de sentir, tampoco somos tan diferentes y el blog queramos o no, es de sentimientos, de los míos y de los que quieran compartirlos. Dejarme una parte de mí aquí me hace feliz y lo seguiré haciendo porque hace tiempo que entendí que no hay nada mejor para mí que escribir cuando tengo algo que decir. GRACIAS A TODOS POR ESTAR SIEMPRE AHÍ.

Ángel Ludeña.

Anuncios

2 pensamientos en “Cuando tengo algo que decir.

  1. Una vez por semana vengo aquí y me pregunto:qué habrá escrito Ángel?
    Va a volver este chico que no conozco de nada a hacerme llorar como una niña?
    Y me alegra el corazón sentir que sí.
    Y eso es un regalo.
    Gracias
    No dejes de escribir y yo prometo no dejar de leerte

Dime lo que quieras, pero dime algo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: