Todas las cosas que hiciste por mí.

ASDFFD

Las ruedas del coche se centran entre la lluvia mientras las palabras cogen vuelo como si de pájaros se trataran. Demasiadas charlas cuando hablar está infravalorado por quienes convierten las palabras calladas en su mejor discurso. Y que díficil me resulta pisar los bares y que tu nombre retumbe entre la gente cada vez que me preguntan por qué hace tanto que tu sonrisa y mi sonrisa ya no juegan a lo mismo. Y que decidí que tu ropa está mejor si la llevas tú y que he dejado las camisas y ahora soy de sudadera.

Que ya no es cuestión de subir nada. Que puede que echarte de menos simplemente sea directamente propocional a las veces que te he dicho que no estuvieras y te has quedado o a las veces que te he pedido que vuelvas y no has venido. Que ya no sé si quiero lo que tengo o tengo lo que quiero pero tengo claro que te quise menos de lo necesario para tenerte o tal vez más de lo indicado para que me tuvieras. Y que entre querer y tener, tú tenías y yo quería. Una cosa entre tanto, mientras tanto, y que de tantas cosas como hubieron, sólo me quedo sin las ganas de echarte de menos como lo hacía. Sumar y restar como única forma de perder.

Cuando habría firmado la peor de las guerras con derrota confirmada porque hubieses dicho más veces que aquel flequillo no quedaba tan mal. Tú y tus manos con esa forma de sujetar el mundo sin que se moviera más de lo esperado. Que no me eches de menos porque yo ya no lo hago. Ni me emborracho de esperanzas nada duraderas con tintes grises, de poco blanco, para perderlas en el vaso de un cubata. Que no hay forma de que me vuelvas a rozar la mano sin notarte distante. Que no hay distancias que perdonen lo difícil que resulta que en los pasos de peatones ya no te saltes un poquito las leyes. Que no hay ley más de verdad que el olvido hace estragos pero siempre funciona.Y que puestos a ganar, ya no perdemos ni a tiempo, ni a ganas.

Que vuelvo a ponerme dos sonrisas por si alguna la pierdo con tu recuerdo. Y qué bien sabe tener repuesto para todo y no tenerlo para ti. Que ya no quiero que me cuentes lo difícil de encontrarme cuando tú solo sabes de lo fácil de echarme a perder. Y que puestos a echar mejor polvos y lotería. Y que nunca perdí menos que cuando te fuiste.

Y que no ha pasado mucho tiempo y resulta suficiente. Suficiente de aprobado, que probar es de principiantes. De principios más bonitos que contar hasta diez o tal vez hasta once. Contar historias que ya no suenan a nosotros. Y que vales más por lo que diste de ti que por lo que me diste a mí, aunque cargues de reproches tus andanzas, que no es tiempo de apostar por ti, ni por todas las cosas que hiciste por mí.

Ángel Ludeña.

Anuncios

Un pensamiento en “Todas las cosas que hiciste por mí.

Dime lo que quieras, pero dime algo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: